La Consejería de Economía JCYL ofrecerá créditos hasta 50.000 euros para emprendedores

La Consejería de Economía y Empleo pondrá en marcha microcréditos ágiles, con la única garantía de un plan de empresa viable, que podrán ascender hasta 50.000 euros con el fin de financiar iniciativas emprendedoras de desempleados que inicien una actividad por cuenta propia, autónomos que quieran consolidar o ampliar negocio y estudiantes recién titulados. Tendrán un plazo de ocho años de amortización, con Euribor mas 1,25 por ciento y con una especial incidencia en los pequeños municipios a través de ADE Rural, que estará plenamente operativa el año próximo.

El objetivo es alcanzar los 150 proyectos y generar una inversión privada superior a los 10 millones de euros, poniendo en marcha préstamos avalados y un fondo de capital semilla dotado con 1,5 millones de euros.

Así lo aseguró el titular de la cartera económica, Tomás Villanueva, quien compareció hoy ante la Comisión de Hacienda de las Cortes para explicar los Presupuestos Generales de la Comunidad en 2014 en su departamento. El consejero, que argumentó que estas cuentas se elaboran en un momento de crisis económica, lamentó el escenario de falta de liquidez pero ensalzó “que se está produciendo una salida de la recesión en Castilla y León”.

Villanueva recalcó que su departamento gestionará 587 millones de euros, lo que supone un aumento del 6,7 por ciento más que en 2013 y convierte a la Consejería con el mayor incremento. De esta cantidad, cuatro de cada diez euros se dirigirá a políticas de empleo, con 230 millones de euros, que se volcarán en devolver a los desempleados al mercado de trabajo. 30 millones se reservarán a la puesta en marcha de un plan extraordinario, cuyo contenido se acordará en el seno del Diálogo Social.

Así, además de la destacada iniciativa de microcréditos, se suman incentivos fiscales, financiación a fondo perdido y préstamos avalados para la creación de empresas. Villanueva citó que se establecerá una deducción en el IRPF del 20 por ciento de las cantidades dedicadas a adquirir acciones o participaciones de cualquier sociedad que se constituya o amplíe capital y del 15 por ciento de las donaciones destinadas a sufragar proyectos de I+D+i.

Habrá un tipo reducido del cinco por ciento en el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales y del 0,5 por ciento en el Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados para la compra de inmuebles destinados a la sede o centro de trabajo de una empresa o negocio profesional. El consejero habló también de un incremento del porcentaje de reducción de la base imponible del Impuesto sobre Donaciones.

En materia de financiación, el departamento dispondrá de 15 millones a fondo perdido para proyectos empresariales de nueva creación, así como otros 10 millones para préstamos directos que se concederán desde la ADE, que ahora se integra en la Consejería, para proyectos de pymes de más de 600.000 euros y que contarán con una financiación del 70 por ciento con un plazo de 10 años y dos de carencia a tipos preferenciales referenciados al Euribor más un diferencial de un 1,25 por ciento. Se pondrán en marcha préstamos avalados para emprendedores para pymes y autónomos hasta 600.000 euros, con 10 años de amortización.

A estas capacidades se podrá añadir la entrada en capital, a través del fondo de Capital Semilla, dotado con 1,5 millones de euros, que la Junta reforzará con la red de inversores privados que canaliza la propia ADE, que cuenta con 50 inversores informales. Villanueva señaló que en el presente ejercicio se han apoyado financieramente 470 proyectos de emprendedores, con más de 17 millones.

 

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *